fbpx
Consejos para comer sano en la oficina
17242
post-template-default,single,single-post,postid-17242,single-format-standard,theme-bridge,bridge-core-2.0.3,woocommerce-no-js,customer-area-active,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_popup_menu_push_text_right,hide_top_bar_on_mobile_header,columns-3,qode-theme-ver-19.1,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-6.0.5,vc_responsive
Comer en oficina

Consejos para comer sano en la oficina

Cada vez más personas comen a diario fuera de casa. Según un estudio de la Federación de Usuarios – Consumidores Independientes (FUCI), seis de cada diez españoles comen fuera de casa y, de estos, alrededor de un 40% lo hacen con tupper.

Tener que comer cada día en el trabajo puede parecer pesado, pensar a diario qué comer, preparar la comida, el tupper… Es necesario organizarse, contar con un par de recipientes adecuados y nuestro consejo personal es que también tengas un menú semanal para tener platos diferentes cada día.

Para tus elaboraciones, elige alimentos nutritivos y saludables que puedas comer fácilmente en tupper, como sopas de verduras, ensaladas, pollo o pescado. Si los preparas a la plancha, al vapor o guisados, mucho mejor.

oficina

Comer fuera de casa

Siempre es mejor el vidrio que el plástico y si, además, hablamos de recipientes donde guardas tu comida, aún es más importante. El cristal conserva mejor el sabor de los alimentos, se lava mejor, y sobre todo, se pueden calentar en el microondas sin que perjudique nuestra salud. Otro consejo con respecto a esto, es mejor gastarse un poco más de dinero en tuppers buenos, que cierran herméticamente y no se derrama nada.

Planifica con anticipación: Es la mejor forma para comer saludable, además de controlar lo que comes, Haciendo un plan de comida semanal, puedes hacer un menú variado, equilibrado, con frutas y verduras. Te ahorrará tiempo y dinero.

Hidrátate: Ten siempre a mano una botella de agua. Si en tu dieta incluyes frutas y verduras, con 1 litro al día es suficiente. Si no, es necesario 2 litros de agua.

Camina después de la comida: si tienes oportunidad, intenta dar un pequeño paseo después de comer. Volverás a la oficina con más energía y más despejado.

A estos consejos, también añadiríamos el de no olvidarnos de comer fruta entre horas y para los más hambrientos, algún snack saludable, bajo en calorías y nutritivos.

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.