El proceso de manipulación y expedición de la fruta, que se realiza íntegramente en nuestras instalaciones de Almenara, consta de tres fases:

1. Recepción
Se analiza la fruta recolectada, valorando las partidas y procediendo a su posterior lavado, precalibrado y selección para su manipulación.

2. Confección
La fruta es sometida a un proceso de secado, selección de calibre y categoría, siguiendo los parámetros de la empresa para su clasificación como primera, segunda o tercera marca (Torres, Copla y Samba, respectivamente). Posteriormente se procede al embalaje, etiquetado y pesado del producto final.

3. Expedición
La fruta es preenfriada y expedida en camiones frigoríficos, o almacenada en una cámara especial hasta su carga. La cadena de frío nunca se rompe.

Al finalizar cada una de estas fases, se efectúa un control para garantizar el cumplimiento de niveles de calidad marcados por la empresa.

 

naranjas

Al finalizar cada una de las fases del proceso de producción, se efectúa un control para garantizar el cumplimiento de niveles de calidad marcados por la empresa.